La mujer del año viaja en tren

 1213
Por Marta Moñiz noviembre 19, 2017  más artículos

 

Paola miraba hacia atrás y sonreía. En el cercanías que sale desde Fuengirola había mucho espacio que ocupar. Pocas prisas, pocas miradas, pocas historias que contar. Por eso la risa de los cuatro amigos que se sentaban detrás de Paola se colaba sin permiso en sus pensamientos, contagiándole la risa.

Paola resplandece en un uniforme, toda de negro, a juego con el horizonte. Fuera ya ha oscurecido, para el fastidio de aquellos que se deleitan viendo correr el paisaje, llevándose con él las preocupaciones de una dura jornada. Paola se quita las gafas, las limpia y se las coloca en la cabeza mientras que una señora de color, más longeva que ella, llega a su destino. Sale del tren con una percha en la mano. En ella, una impoluta camisa blanca.

Si hay algo que siempre viaja en un tren es la diversidad racial. La piel de Paola latinoamericana, los cuatro amigos alzan la voz en inglés y, entre las demás personas que rodean a esa chica de negro, se pueden contar cuatro asiáticas. La diversidad baila junto al inconfundible olor de ese tren -a producto de limpieza y ropa limpia-.

Paola se baja en Torremolinos. Y aquí acaba la historia.

¿Irá al trabajo o habrá salido ya de su puesto? ¿Tendrá una cita? ¿La estarán esperando sus hijos a la salida de natación? ¿Será ella la mujer del año 2017? La curiosidad se tendrá que marchar sin su respuesta. Pero es posible que esa mujer haya acumulado méritos a lo largo de su vida para merecer el título “Mujer del Año 2017” que la revista Harper’s Bazaar dio el pasado 2 de noviembre a actrices, diseñadoras y modelos.

Y no es que aquí se vaya en contra de la revista o del reconocimiento dentro del mundo de la moda. Solo que si Paola, o la que ha sobrevivido a un cáncer, la que sella su estómago para que coman sus hijos, la que dijo “no” al amor de su vida el día que las caricias fueron más fuertes de la cuenta o la que se ha quitado la camiseta en una manifestación, leen esa noticia, podrían pensar que no hay muchas mujeres en la calle que son más mujeres del año que una celebrity.

 

Todas las mujeres que luchan cada día por ser libres, por sobrevivir, por vivir y sonreír, todas son mujeres del Año 2017. ¡Felicidades!

 

 

Recuerda... ¡Si ayudarnos a crecer quieres, compartir este post debes!

Fuente: harpersbazaar

Foto de portada: pinterest