Cuanto mejor te va en la vida, más envidias despiertas

 2471
Por Nina octubre 25, 2017  más artículos

 

Cuanto mejor te va en la vida, más envidias despiertas, está demostrado. Precisamente cuando más sororidad necesitamos entre nosotras, más envidias y competitividad aparece. Y es que no es algo nuevo, pero el éxito ajeno parece despertar el odio de terceros aunque tu propio éxito les beneficie. Sabemos quién es el culpable, el odioso patriarcado, pero ya que hemos llegado a este punto de deconstrucción, podríamos haber dejado de lado ya las envidias y las competiciones y aliarnos como mujeres y sentirnos bien por los logros de las otras.

No te preocupes por tener envidia, nada es malo si no te excedes. Tener envidia de personas cercanas a ti puede ser algo bueno. Según un estudio de la Universidad Carlos III de Madrid, la envidia es algo evolutivo, es un mecanismo utilizado por las personas en su propio beneficio para mejorar. Pero el exceso tampoco es nada bueno, te puede llevar a un decrecimiento personal si te obcecas demasiado con el triunfo de la persona envidiada (o incluso cuando te alegras del mal ajeno, vamos mal). Deberíamos plantearnos mirar dentro de nosotr@s, buscar el crecimiento personal y no centrarnos en los crecimientos o desgracias de l@s demás para sentirnos mejor por nuestra existencia vacía. 

 

Así que céntrate en aprender de lo que te produce envidia (sin excederte en alimentarla) y utilizarlo para ayudarte a mejorar en tu propio beneficio. También ayuda amar y sentirte bien con todo lo que fluya a tu alrededor. Así la vida se ve y vive mucho más bonita.

  

¡Si te enorgulleces del éxito ajeno, enhorabuena, somos la resistencia! 

 

Y recuerda... ¡Si ayudarnos a crecer quieres, compartir este post debes!

Foto de portada: pinterest