Emily Ratajkowsky: ‘Ser sexy no está reñido con ser feminista’

 3689
Por Q julio 5, 2017  más artículos

 

Emily Ratajkowski tiene algo que decir al mundo: ser sexy no está reñido con ser feminista. La actriz y modelo protagoniza este mes la portada de la revista Harper Bazaar de Australia, para la que además de posar ha concedido una entrevista en la que ha confesado por qué algunas firmas no quieren trabajar con ella.

Emily Ratajkowski saltó a la fama en la serie Carly (2009-2010), aunque se hizo mundialmente conocida por su participación en el videoclip censurado del tema Blurred Lines, de Robin Thicke, en el que aparecía desnuda y en una actitud de lo más sugerente. Después le llegó otra gran oportunidad en el año 2014 en Gone Girl (Perdida), de David Fincher, donde interpretó a la amante del personaje al que daba vida Ben Affleck. Y de momento, además de algunos proyectos en mente y trabajos para algunas firmas, esta explosiva mujer no ha demostrado todo su talento.

El por qué está teñido de diferentes opiniones. Unas se decantan por su excesivo sex-appel y otras hablan de sus ínfimas dotes interpretativas.

Ella se queja de la falta de papeles por culpa de su explosivo físico y comenta que escucha con frecuencia la frase “Oh, es demasiado sexy”, “es como una cosa que va en contra de la mujer, que la gente no quiera trabajar conmigo porque mis pechos son demasiado grandes. ¿Qué problema hay con mis pechos? Son algo precioso y femenino que debería ser celebrado. Es como, ¿a quién le importa? Ya sean grandes o pequeños. ¿Por qué debería tener eso importancia?", añade la modelo de 26 años que demuestra en su Instagram que es más que un físico imponente. 

"Una de mis citas favoritas de Naomi Wolf. Hoy era importante simbólicamente. Pero mañana y los días posteriores son aún más importantes. Es hora no solo de defender las cosas en general, sino de tomar medidas políticas y exigir un cambio sistemático."

 

No es la primera vez que Emily Ratajkowski hace referencia de manera pública a su cuerpo y a su evidente atractivo. Lo hacía en febrero de 2016 en la newsletter de Lenna Dunhamen la que defendía la figura de la mujer y su derecho a sentirse sexy sin avergonzarse de sus atributos físicos

La actriz reivindica su derecho a sentirse mujer y a no sentirse culpable por ser poseedora de uno de los físicos más espectaculares del mundo. 

"Creo que hay madres que dicen a sus hijas que, aunque no sea su culpa, deben taparse más la próxima vez. Me niego a vivir en este mundo de vergüenza y disculpas silenciosas. La vida no puede ser dictada por las percepciones de los demás, y me gustaría dejar claro que las reacciones de la gente a mi sexualidad no son mi problema, son el suyo”, expresaba entonces. 

La modelo británico-estadounidense fue duramente criticada después de que Kim Kardashian hiciera pública una foto en su perfil de Twitter en la que ambas aparecían desnudas de cintura para arriba. Su respuesta a la polémica fue, una vez más, en defensa de la libre expresión de la mujer: “No le debemos a nadie una explicación. No es nuestra responsabilidad cambiar la manera en que nos miran…es de la sociedad”, declaró.

La foto se trataba, en realidad, de un gesto en defensa de las numerosas críticas que recibe Kardashian por los selfies que colgaba en las redes. Desde entonces, su perfil de Twitter está encabezado por este mensaje: “Las mujeres eligen cuándo y cómo quieren compartir sus cuerpos y su sexualidad”.

En diciembre del pasado año, la actriz y modelo se vio envuelta en otra polémica por la publicación de un libro que contenía imágenes suyas, tomadas en mayo de 2012, poco antes de dar el salto a la fama. En las 80 fotografías que componían la publicación, Ratajkowski aparecía desnuda o con muy poca ropa. En este caso el revuelo no fue propiciado por mostrar su cuerpo al mundo, sino porque el autor del libro no tenía el permiso de la modelo para su publicación.

Ratajkowski calificó el gesto de “violación a su intimidad”, tal y como expresó en varios mensajes en Twitter, y denunció que ni había firmado una autorización ni le pagaron. Eso sí, la edición de coleccionista del volumen costaba 80 dólares.

Ahora vuelve a defender esa idea, aunque reconozca que está afectando a su carrera. Sus 13 millones de seguidores en Instagram no deben pensar lo mismo y, probablemente, si Ratajkowski sigue imponiendo su camino, haciendo lo que le dé la gana y mostrando que no solo es una cara y un cuerpo espectaculares, algún día, la industria del cine vea en ella algo más que una crítica por no ser la actriz modosa que pueda interpretar a "la mujer de" o a "la hija de".

Investigando en su Instagram, llegando hasta el comienzo de su andadura por esta red social en 2011, vemos una Emily más creativa, más artista que nos ha encantado descubrir, así como momentos vividos, experiencias vitales cotidianas, momentos más reivindicadores que llegan hasta la actualidad... Por ello os dejamos agunos de sus dibujos y collages, porque ser guapa (suerte la suya) o fea, o como nos de la gana ser no tiene que ser un impedimento para llegar donde nos propongamos.

 

 

 

 

Que la cosificación y la sexualización están muy bien donde nos quieren hacer ver que sí debe existir. Ahora, en el caso de Emily, que enseña su cuerpo tal y como es, sí resulta ser un problema que debemos criticar.

Nos volvemos a olvidar del "No se trata de enfrentar, sino de sumar". Ella es modelo, es actriz, activista y está buena. ¿Incompatible? Solo en las cabezas de quienes no quieren realmente un progreso, un camino hacia la tolerancia, hacia la libertad de la sexualidad de la mujer, y no usada esta como un lobby del matrimonio patriarcado-capitalismo.

Emily Ratajkowski se une a la comedia de Amy Schumer, I Feel Pretty, que marcará el debut en la dirección de los guionistas de éxito Abby Kohn y Marc Silverstein. El proyecto, que comienza a rodar el próximo mes en Boston, está siendo distribuido por STXfilms. Bueno, esperamos verla en más ocasiones, reivindicando sus derechos como mujer, con más o con menos ropa, pero si puede ser, siempre decidiendo ella.

 

 

 

Y recuerda... ¡Si ayudarnos a crecer quieres, compartir este post debes!

 

               zeleb.es
               deadline.com
Foto de portada: pinterest