Una petición tengo

 1493
Por Editorial mayo 29, 2019  más artículos

 


A todos los hombres que hablan en nuestro nombre.

A los ginecólogos, médicos y sanitarios que hablan de nuestros cuerpos y nuestros procesos genuinos por sistema.

A todos aquellos terapeutas, psicólogos, psiquiatras que nos diagnostican ansiedad, depresión o desequilibrio nervioso sin mayor indagación.

A los profesionales que nos atienden en los centros educativos, profesores de nuestros hijos e hijas,educadores, trabajadores sociales.

A los señores que arreglan cosas. Profesionales mecánicos, técnicos y demás.

A los que escriben sobre nosotras, lo que somos, cómo somos y cómo nos mostramos o no, incluso a veces desde pretendidos postulados de aliados feministas.

A los que viven con nosotras, compañeros de equipo, partido político, grupo social, amigos. ¿Queréis escucharnos y dejar de hablar de nosotras, por nosotras y "para nosotras"?

Es que...

Queremos que nos escuchéis de una vez.

Pero...

Repito, que nos escuchéis de una vez.

Nadie más que una sabe de lo suyo. De su cuerpo, de su sentir, de lo que le ocurre, de lo que ha de transmitir para que la ayuden, si es necesario.

Ya pero...

Que nos escuchéis de una vez y dejéis de hablar en nuestro nombre.

No es más importante lo que tengáis que decir sobre nosotras que nuestra propia voz.

Tomar la voz en nombre de un colectivo sin contar con él es absolutismo emocional y social.

Y no os enteráis.

 


Autora: @mariasabroso 

 

 

Foto de portada: