@SrtaBebi a las mujeres: ‘Creo en ti y en tus posibilidades’

 15977
Por Editorial febrero 7, 2018  más artículos

 

¿Quién es Srta Bebi?

Sabemos de ella que es criminóloga y alicantina, lectora empedernida y amante del cine clásico. Ronda los 24 años y lleva liándola parda vía Twitter desde 2012 con su inconfundible estilazo de mandar “a comerme el coño” a todo el mundo en general. 

“Algunas veces la forma que tengo de expresarme asusta, las restantes veces también”

Se creó una cuenta anónima (Bebi, apodo cariñoso de su hermana) para que la gente valorara su interior y para preservar su intimidad. Twitter le ha abierto todo un mundo para sentir que existe mucha gente que piensa como ella, que siente como ella y que, como ella misma dice, “está igual de mal de la cabeza. Es maravilloso”. Pues sí, es maravilloso dar con Bebi y sus ácidos a la par que amorosos tuits cuando te sumerges en el vertedero de Twitter. Lo bueno, como dice Bebi, es que al final encuentras a muchas más como tú.

“Fui mamá cuando nací y mi hijo se llama sarcasmo”

Alérgica a las dietas, a los estereotipos y por las mañanas a la vida. Así es ella, una mujer clara, cruda y con mucho amor y asco para dar y regalar. Y nos lo mandó en forma de libro rosa en diciembre de 2016 cuando se lanzaba a publicar en papel “Amor y asco”, lo que se convirtió en toda una revolución para posicionarse entre las figuras anónimas más influyentes y conocidas del país, siendo reconocida como una auténtica heroína generacional con una obra sin pelos en la lengua, que expone al desnudo la sociedad y sus complejos, el amor, el desamor, así como el asco y la tristeza que todo ello conlleva.

He venido a demostrar que puedo ser más gilipollas. Mami si ves esto yo no he sido. No me gustan ni los modernos ni los prepotentes ni las personas. Soy rubia”, Bio de Twitter.

Su libro es un precioso compendio de lo que todos y todas llevamos dentro (y nos callamos muchas veces), de mucho amor, experiencias, desamor, vivencias, desgracias y alegrías desde una óptica muy particular pero con la que nos podemos identificar de pleno y, por otro lado, de mucho asco, que es algo que, aunque nos pese, también tenemos presente, asco a la sociedad, a los estereotipos, a lo establecido, a lo que se considera “normal” y un canto, por ende, a la autenticidad personal y el amor propio. Y todo ello reflejado a través de la poesía ácida de verso y estilo libre, de la prosa poética contundente y honda y de los tuits provocadores que nos cautivaron  (“@fosforismos”). El guiño continuo al lector está asegurado.

 

“Expresarme en 140 caracteres ha dado un vuelco a mi cerebro y ha creado quién soy hoy en redes sociales”

Comprometida feminista (“ya sabemos que soy una puta feminazi muy orgullosa de serlo. Y en mi libro queda bien clarito”) no tiene ningún problema en sacar su lado más basto y darnos a todas y a todas y todos grandes lecciones vitales. Bueno, y cuando Bebi se pone tierna, cuidado, que después llega un “a comerme el coño todo el mundo” y se queda tan pancha. ¡Y nosotras más por tenerla a ella y su genialidad desbordante!

“Nos ha salido feminista. No, os he salido de la jaula”

"El mundo es injusto con las mujeres, es paternalista con las mujeres y es explotador para con el género femenino. Amor y Asco es una llamada a abrir las jaulas en las que la sociedad ha encerrado nuestras ganas de ser y merecer durante toda la `Historia del Hombre´ (que ahora, espero y lucharé por ello, empezará a ser también de las mujeres).”

Además, es de esos libros que mola tener en la mesita de noche o en algún lugar a la vista para acudir poco a poco, saborearlo lento, pues cada página, sin ocupar toda su totalidad, necesitando tan solo unas pocas manchas gráficas, consigue calar tan hondo.

 

“Descubrí que escribir mis propias mierdas me curaba todo el daño que me hacían otras cosas, hasta hoy”

Poco a poco para coger aire y quitarte el nudo de la garganta, para sentirlo más profundamente y desear tatuarte una de sus frases la próxima vez que te decidas (esta vez, seguro, te repites mientras niegas con la cabeza y la razón) a hacerte algo en la piel. Si no, puedes optar por escribirlo en su nueva agenda, otra gran revolución conseguida por la gran SrtaBebi.

“Me gusta maquillarme y mandar a la gente a comerme el coño”

Esta agenda es mucho más que eso, por eso se ha definido como “Librenda” jugando a mezclar el concepto de agenda y libreta. Ilustrada de una forma majestuosa y muy acertada por Cristina Reina, la librenda se presenta como una forma de reconocimiento entre las revolucionarias que aman a Srta Bebi. Hemos podido ver, a través de su historias de Instagram, cómo se creaba esa complicidad entre seguidoras que no se conocían, pero sí se reconocían por ser Extra-ordinarias.

La filosofía de Bebi no podía encontrar mejor medio de expresión después de su triunfo en Twitter que con este ejemplar que une a divas de todas las edades y cada día tienen más claro que la revolución es imprescindible. Para gusto de sus seguidoras este año, pues ya es el segundo que saca librenda, contaban además con un bolígrafo con toda la esencia de la tuitera. Según la editorial de la librenda, es una forma artística y diferente para (des)organizarnos la vida en la que, a través de textos y viñetas, Bebi nos cuenta diferentes historias: alergia a la vida, humor, originalidad, aforismos (des)motivadores, vidas y hechos de mujeres valientes, cultura, filosofía y más sorpresas para que 2018 sea tu revolución: una celebración y no una alergia.

“Prefiero que se me odie por franca a que se ame por lo que no soy. No quiero encajar, no soy un puzzle. Soy rubia y de tonta solo tengo el pelo”

Bebi sigue sumando y los grandes almacenes la quieren, pues vende y mucho. Lo último ha sido su agenda, un pelotazo total, pero antes ya conocíamos sus fundas para móvil, sus preciosos tacones Stilettos y demás elementos con lemas como “Alérgica a la vida” que nos acercaba a ella, y nos acercaba también entre nosotras.

  QFem


“No sé definirme. Yo soy yo y esa es mi definición. Una chica rara de cojones desde que salió del coño de su madre”

El último gran proyecto de Srta Bebi es su libro Indomable, que salió a la venta el pasado 23 de noviembre es otro increíble descubrimiento. Se presenta como la continuación de la revolución que dio comienzo con “Amor y asco” y que, una vez nos ha llevado fuera de la jaula, solo queda una opción, incendiar sus barrotes

"@Srtabebi, el fenómeno superventas de poesía y la voz más irreverente de Twitter, regresa con un nuevo libro incendiario: Indomable. Si estás leyendo esto, probablemente seas una o un inflamable. El porqué, ya lo entenderás. Ahora ojéalo: Esto no es un libro, es una granada. Que empiecen las explosiones”.



“La literatura me reconcilia un poco conmigo misma, que es casi más importante, porque a veces soy muy difícil de auto soportar”

Todas nos enfrentamos más o menos a menudo a nuestra dualidad, ese corazón contra cerebro, esa responsabilidad contra la aventura, ese quiero, pero hay algo que no me deja hacerlo con total libertad que, a veces, nos agota. SrtaBebi ha sido capaz de unir todo su ser para hacer de esta dualidad toda una filosofía de diva que seguir.

Que la sociedad es un asco y todas lo sabemos, la pregunta es, ¿qué haces para curarla? Altas dosis de verdades crudas endulzadas tras la imagen de una barbi totalmente rebelde que está dispuesta a hacértelas llegar de frente, dando donde más duele y removiendo conciencias a su paso, sin dejar indiferente a cualquiera que se cruce con ella.


“Mi propia dualidad es algo que me ha costado mucho llevar pero que al final he llegado a entender (y ahora a expresar). Al final, hasta ha acabado por gustarme”


Como fieles admiradoras de este gran personaje, hemos querido indagar un poco más en la persona que hay detrás y en su perspectiva más personal de todo su recorrido vital como Srta Bebi:

 

  • Creemos que todas tenemos esa dualidad internamente de la que tú nos hablas, pero no todas la exteriorizamos y hacemos visible como lo has hecho tú. La persona real que hay detrás la Srtabebi, ¿es igual que la que vemos en redes?

SB: En cierto y gran modo, sí. Si bien es cierto que utilizo mis redes sociales para hacer queja costumbrista, pedagogía feminista y humor, en mi vida “oficial”, mi carácter y mi temperamente son exactamente iguales.

 

  • El anonimato tras el que escribes, ¿qué tiene de bueno y qué de malo?

SB: De bueno, todo, por la identificación que es capaz de crear el hecho de no tener cara en mis lectoras y porque no busco reconocimiento en mi persona, sino lanzar un mensaje. 

De malo, el esconderme. A veces me es muy complicado, pues hay mucha gente que sabe quién está detrás de mi cuenta.

 

  • Otras grandes anónimas que triunfan en Twitter son Barbijaputa y La Vecina Rubia. ¿Las conoces personalmente aunque sea a través de la pantalla? ¿Qué opinas de ellas? ¿No os habéis planteado nunca hacer algún proyecto juntas? 

SB: Conozco personalmente (vía pantalla, como vosotras decís), a la segunda. De la primera he oído hablar.

Ambas me parecen buena gente, pero considero que cada una se encuentra en un plano, al margen de la Barbie como avatar y burla. Yo me considero más escritora que influencer.

 

  • ¿Te planteas escribir para algún medio? Para nosotras sería un grandísimo honor que escribieras en QFem. Nunca está de más soñar un poco. ;)

SB: Por ahora, escribo por y para mí (aunque luego lo lance al mundo). Soy muy poética e introspectiva en ese sentido, me voy más hacia el arte. Como la persona fuera de Bebi, sí escribo para medios (¡sorpresa!).

 

SB: Soy, claramente, por conciencia, clase social y objetivo, feminista radical. Para mí, el feminismo sin dinamitar el sistema no existe, si bien, soy partidaria de utilizar el funcionamiento de este para hacer pedagogía y aumentar mujeres combativas en un futuro, pero nunca siendo una bienqueda. Odio el bienquedismo y esa gente que se apunta a cualquier reivindicación sin sentirla de veras. Si soy feminista, voy con todo.

 

  • ¿Cuándo saliste de la jaula?   

SB: Mi jaula se rompió cuando comprendí que la sociedad estaba llena de incongruencias y comencé a preguntarme qué es lo que ocurría, qué iba mal. Tenía unos doce años entonces.

 

SB: Son absolutamente normales y me atrevería a decir que necesarias. Cuando existe una doctrina o un movimiento, siempre surgen ideas contrapuestas, debate y filiales que se deslindan. Sin estas cosas, el conocimiento humano no habría existido. ¿Os imagináis a las escuelas clásicas de filosofía estando de acuerdo entre sí? El conocimiento, la revisión y el progreso no serían posibles.

No estoy de acuerdo, eso sí, con la violencia explícita, las malas maneras y el acoso entre nosotras. No participo de ese Feminismo, o eso intento. Cuando me muestro en contra o corrijo, intento hacerlo lo más respetuosamente posible. 

 

  • ¿“Todos deberíamos ser feministas”, incluidos los hombres?

SB: Todos deberíamos participar activamente en el Feminismo y contribuir a una sociedad feminista y, por ende, igualitaria. Las mujeres como feministas y los hombres como aliados en la lucha. Todo aquel que se enfade por nominarse aliado y no feminista, debería revisarse el porqué. Es una actitud colonizadora de espacio y lucha y, en última instancia, machista.

 

  • Tenemos la suerte de tenerte en Twitter, pero es un lugar con arenas movedizas donde se vierten muchas opiniones realmente desagradables que defienden actos repugnantes, como la violación, la prostitución, el machismo. ¿Crees que debería existir una regulación sobre determinados comentarios e informaciones? ¿Tú te encuentras con muchos trols en tu camino?

SB: La verdad es que no cuento con muchos haters, al margen de hombres indignados con mi mensaje. No soy partidaria de la regulación opinática. Las opiniones no se regulan, son libres. Se regulan otras cosas.

 

SB: Por supuesto. He sufrido cientos de acosos machistas. El que más encaja con Bebi es el acoso que recibí por parte de un grupo de neomachistas de forocoches, que entraron a Amazon y valoraron "Amor y Asco" con una estrella para que bajara en estadísticas, diciendo que se lo habían leído y no les había gustado. Por suerte, alguien hizo captura del hilo en el que lo preparaban todo y la policía descubrió que habían sido instigados por un chico que me conocía personalmente. Eso es el ejemplo claro de lo que es un maltratador. Intentan hundir la vida de las mujeres cuando no aceptan un no por respuesta.

 

  • Es cierto que, al igual que somos conscientes de que evolucionamos como sociedad, el feminismo también lo hace. ¿Hacia dónde crees que se dirige el feminismo actual? o ¿hacia dónde debería dirigirse según tu percepción?

SB: Creo que estamos dando pasos de gigante porque nos hemos dado cuenta, por fin, de lo grandes que somos. El Feminismo debe dirigirse a la interseccionalidad plena y la abolición de la sociedad del género.

 

  • ¿Cuál crees que es el mayor problema para que aún no todos se consideren feministas y rehúyan de la palabra?

SB: El Patriarcado se encarga de demonizar a las feministas, al Feminismo y a la lucha feminista. No le conviene puesto que quiere acabar con su funcionamiento y, por tanto, con sus logros y ventajas.

 

  • Eres una gran defensora de "amarnos tal y como somos", deshechando los malditos estereotipos, y te hemos visto dando consejos a seguidoras y siempre dándole primacía al cerebro que a todo lo demás que entre en el plano superficial. ¿Qué les dirías a esas niñas que seguro ya te conocen y se siguen obsesionando por encajar en un modelo de mujer que nos impone la sociedad?

SB: Que no se sientan menos o más débiles por ello. Que hemos sido educadas en ello y el deconstruirse y amarse es, en cierto modo, un acto combativo y de negación de lo que nos han insertado en la cabeza que es lo bueno y lo correcto. Es una lucha, y toda lucha te hiere, te cansa y te endurece. Poco a poco conseguirán hacerlo. Creo en ellas y en sus posibilidades.

 

  • Has declarado que el amor es “la mejor putada que te pueden hacer en la vida.”. ¿Cómo vive el amor Srta Bebi en su vida real? 

SB: El amor de verdad es compañerismo, amistad, confianza, complicidad y cariño. Así es como deberíamos vivirlo todas las personas, y yo he tenido la suerte de conocer la verdadera faceta del mismo, aunque también lo he conocido como “asco” (guiño-guiño).

 

  • En política no te vemos meterte mucho, aunque sabemos tus inclinaciones hacia la izquierda y el corazón rojo. ¿Existe algún tema censurado para @Srtabebi? ¿Qué opinas del panorama político actual?

SB: No existe tema censurable para mí, pero sí me canso, y el panorama político actual parece un circo.

Como mujer de izquierdas que soy, ando bastante decepcionada en cuanto a representación se refiere, pero no en cuanto espíritu. El espíritu de la clase obrera sigue vivo y candente.

 

  • Ya has declarado en alguna ocasión que los principales problemas de nuestra sociedad son el consumismo y el egoísmo. Esto es jodido de solucionar, pero tú ayudas a remover muchas conciencias. ¿Qué les dirías a todas las personas que no crean que se pueda conseguir cambiar las cosas? ¿Tú eres positiva en este aspecto?

SB: Les diría que hay que desterrar la visión utópica y esforzar el día, las pequeñas acciones, los micro mensajes. La utopía se construye poco a poco. Olvidémonos de los “eso es imposible”. No es imposible, es difícil, y lo difícil también se consigue.

 

  • ¿Qué es lo peor que te han dicho (lo que más te ha dolido) y lo mejor?

SB: Lo peor siempre será decepcionar a quien quiero. Lo mejor, hacer que quienes quiero estén orgullosos de mí y de lo que soy capaz de hacer.

 

  • Háblanos de tu último proyecto, Indomable, al que has definido como una granada fabricada por ti para vivir tu propia revolución. ¿Qué más puedes decirnos de esta revolución en papel? ¿Qué supone para ti tu última creación?

SB: "Indomable" es (siendo lo más escueta posible), el momento en el que digo “hasta aquí”. Como diría la Pantoja “no me vais a grabar más”. Pues eso, pero siendo mujer y lanzando una granada a la jaula en la que quieren que viva.

 

  • A la pregunta de si estás trabajando ya en un nuevo proyecto, te hemos leído decir: “Siempre estoy proyectándome a mí misma y a la vida en letras. Para mí dejar de escribir sería como dejar de observar mi propia trayectoria vital, respirar muerta, quedarme en coma.” Eres una mente inquieta. ¿Cuántos proyectos de los que te vienen a la cabeza llevas a cabo y cuántos deshechas?

SB: Me guío por lo que siento. Soy de naturaleza impulsivo-emocional. Llevo a cabo aquello que me lleva a cabo a mí. Las letras me dominan. Escribo como vomito o como lloro, no sé hacerlo por encargo. Lo que tenga que ser, será.

 

  • ¿Cuánto tiempo pasas al día en las redes? ¿Qué opinas sobre ellas? ¿Crees que serían una buena herramienta si se usaran debidamente en la Educación?

SB: Siempre digo lo mismo: no son las redes, son quienes las usan. Pueden ser lo mejor o lo peor, como al fin y al cabo sucede siempre con todas las cosas en la vida. En nuestra mano está el saber utilizarlas.

 

  • ¿Eres más de libros o de contenido audiovisual? ¿Qué nos recomiendas?

SB: De libros, sin duda alguna. Soy de familia lectora y uno es lo que ve. Aunque últimamente veo bastantes series, y muchas me resultan interesantes. Ahora, por ejemplo, estoy viendo “El cuento de la criada”, de HBO. Una historia de sororidad con un poso literario buenísimo.

 

  • ¿Quién es tu mayor inspiración? ¿A quién admiras?

SB: Admiro muchísimo a las mujeres luchadoras. Esas mujeres que han sufrido y se han secado las lágrimas, alzando la cabeza otra vez. Mi madre es estandarte de ello.

 

  • ¿Qué le dirías a esas mujeres (muchas adolescentes), que te ven como un modelo a seguir, cuando se sienten pequeñitas o cuando no se deciden a seguir adelante porque creen que puedan fallar o no se ven capaces?

SB: Lo que siempre les digo: creo en ti.

No es ninguna tontería. En un mundo que te miente, te manipula y te exprime como bien de consumo, a veces es necesario saber que alguien cree en tus posibilidades de verdad, no en lo que puedes consumir o en lo que puedes generar como ciudadana de un sistema capitalista, sino como persona.

 

  • ¿Qué esperas que siempre te pregunten y nunca lo hacen?

SB: Cuándo tengo pensado matar a alguien. Deberían empezar a hacerlo para evitar futuros homicidios. Estoy muy hasta el coño y cada vez más.

 

 

Muchas gracias, Bebi por hablar con nosotras. Todo un honor y un placer.

¡Nos acogemos completamente a su filósofia de diva y a quien no le guste puede comernos el coño a nosotras también!

 

 

Recuerda... ¡Si ayudarnos a crecer quieres, compartir este post debes!

Fuentes:
Ask
BlastingNews
ElPeriodicum
Imosver
ItChicShop
Lecturalia
Micromeditaciones
Udllibros
VoragineInterna
Foto de portada: oniriarecords.com