Luz de gas, ¡Qué no estoy loca!

 1637
Por FEM agosto 12, 2016  más artículos

 

¿Cuántas veces te has quedado con la sensación de que las circunstancias no eran como te habían hecho creer alguna de tus parejas? Pues, quizá llevabas razón, amiga, y han hecho que dudes de tu propia cordura.

 

El ‘Gaslighting’ o ‘Luz de gas’ tristemente se pone de moda aunque no sea nuevo. Este método de tortura que se suele dar entre parejas está basado en la misma historia que cuenta la película de la que se toma el término. "Gaslight", o  "Luz que agoniza" en español, narra la vida de un matrimonio en el cual él hace creer a su esposa, mediante la presión, que se está volviendo loca.

 

El increíble éxito de esta peligrosa tortura es su sutileza, pues se asienta en la confianza del ser que se supone que te ama como tú lo haces y, en ningún caso, vas a pensar que te la está jugando. Fíjate bien en los matices porque puede que seas tú quien lo esté practicando y ¡sin saberlo! 

Poniendo atención a los detalles y queriendo a tu pareja con el corazón evitarás este peligro acechante.

 

Y recuerda... ¡Si ayudarnos a crecer quieres, compartir este post debes! 

 

Foto de portada: pinterest